sábado, 7 de diciembre de 2013

La justicia española al servicio del...gobierno

Antonio Gallego, diputado del PP quiere que Lina, miembro de la PAH, vaya a la cárcel por llamarle cucaracha.

El juez primero imputó un delito de faltas pero la Fiscalía recurrió esta decisión intentando ir por la vía penal.



En nuestra particular república bananera la Fiscalía se rinde ante los intereses del gobierno. 

No soy precisamente defensor de todas las pretensiones de la PAH, pero el uso que el gobierno hace la justicia a su antojo me parece vergonzoso.

Estamos cansados de ver día tras día los casos de corrupción que aparecen en las noticias (la punta del iceberg) y aún así aquí sólo pisan la cárcel cuatro pobres desgraciados que se apuestan su libertad haciendo de mulas para ganarse cuatro duros.

Este vídeo lo explica perfectamente:





1 comentarios:

Es una pena que las cucarachas no puedan defenderse de ese tipo de comparaciones.
Un saludo

Publicar un comentario en la entrada